yvx LA COLUMNA. Un repaso a la actualidad desde otro punto de vista
P. de Inicio |

16 junio 2006

Aranjuez: 'el oasis de Castilla'...

Como ya escribí, no hace demasiados artículos, voy a hablar de Aranjuez, una ciudad especial para mí, por razones personales y profesionales.
La información institucional la podéis encontrar aquí.
LLevo ya tres años 'casi viviendo' en Aranjuez. Conozco su gente, conozco sus calles, conozco su historia y conozco su patrimonio más importante. A pesar de llevar aquí todo este tiempo, sólo va a ser el otro día cuando se me ocurrió hacer una visita en regla por la ciudad, aunque bastante escaso de medios, sólos yo y mi teléfono móvil... Las imágenes y sensaciones más significativas las guardo en mi mente, pero aun así, las fotos que muestre sólo son pequeñas miradas congeladas en el tiempo, nada de fotos de postal..
Comenzamos por la estación de tren: la foto sólo muestra alguno de los andenes y al fondo, la entrada al edificio de la estación.

Desde la estación, algo apartada del pueblo, nace un camino de árboles centenarios, que va a parar al Palacio de Aranjuez.

Poco a poco, a través de la arboleda, se va vislumbrando la gran fachada del edificio más famoso de la ciudad. Enseguida te encuentras ante las verjas de entrada al palacio.

Aunque el acceso oficial no se realiza exactamente por ahí..

Desde esta posición, las vistas ya empiezan a ser prometedoras. Poco a poco me voy acercando hacia la zona frontal del palacio, a la vez que escucho cerca el sonido del cauce de un río, el Tajo.. Si miro hacia la derecha me encuentro a lo lejos con la Plaza de Parejas, con su perfil de casas de época y sus largas líneas de arcos.
Si miro hacia la izquierda, me encuentro repentinamente al río, con su cauce tranquilo pero continuado.
Al otro lado del río se encuentra el Jardín de la Isla, un gran árbol llama la atención..

Me dirijo de nuevo hasta la entrada del palacio..
Me acerco algo más, no siempre tienes toda la fachada del palacio para tí sólo, libre de personas..

Bueno, después de fotografíar varias veces la fachada principal, me encamino hacia el Jardín del Parterre, que se encuentra detrás y al costado del propio palacio. El acceso se hace por una pequeña portezuela, que debe llevar ahí desde hace siglos, y enseguida te encuentras con el Jardín de la Reina, pequeño pero igualmente hermoso..

Algunas imágenes más desde este jardín, con el río a mis espaldas, y sus patos y cisnes dándote la bienvenida..
Otra perspectiva..
Esta es una de mis favoritas, sientes por un momento estar realmente transportado a otra época, fuentes y esculturas se reparten por doquier..

Bueno, ya se empieza a hacer tarde, me dejo muchos rincones sin poder fotografiar, por supuesto me queda el gran Jardín del Príncipe, en el que se encuentra la famosa Casa del Labrador, pero eso ya tendrá que ser en otra ocasión..
Está atardeciendo, el entorno se hace cada vez más sugerente y misterioso aún, algo tienen estos parajes de mágico, te sientes cómodo pero a la vez inquieto, quizá sólo sean cosas mías.. aun así, sigo viniendo aquí de vez en cuando para despejar la mente, leer o simplemente a pasear, sólo o acompañado.
Si alguna vez tenéis la ocasión, visitad Aranjuez, no os dejará indiferentes...

Etiquetas:

5 Comentarios:

Blogger Gemma Ferré dijo...

Es fantástico hacer el turista en tu propia ciudad. Yo lo hago a menudo por Barcelona y siempre me sorprende. Y es que a veces vas con tanta prisa de un sitio a otro que no te para a mirar lo que tienes más cerca, es una pena.
(Aranjuez es muy bonito!)
Un beso
Gemma

junio 17, 2006 8:17 a. m.  
Blogger Joana dijo...

Precioso, no lo conozco, pero me han dado unas ganas terribles de hacerlo.
Gracias por compartir esas imagenes de "tu" ciudad.
Un beso.

junio 17, 2006 10:41 a. m.  
Blogger El Columnista dijo...

Me alegro que os guste,

Gemma, Aranjuez realmente no es mi ciudad de toda la vida, pero digamos que es la segunda.. es verdad, la rutina muchas veces hace que no te fijes en lo que te rodea.. Un petó

Joana, si puedes visitarla alguna vez, es de esas visitas que merecen la pena.. Ya pondré en otra ocasión nuevas fotos (de móvil).. sobretodo porque el otro Jardín que me queda(o debería decir bosque), el Jardín del Príncipe, es el más impresionante y grande de todos.. Un petó

**Que conste que yo admiro la arquitectura y el paisaje, no el hecho monárquico...** jeje
Saludos.

junio 17, 2006 3:51 p. m.  
Anonymous imagina dijo...

**Que conste que yo admiro la arquitectura y el paisaje, no el hecho monárquico...**
Es una pena pero las cosas del pasado que realmente valen la pena (y Aranjuez es una de ellas), se deben a las monarquías y otros gobiernos totalitarios, Versalles y las pirámides, se me ocurren como ejemplos significativos, pero se podría incluir todas las obras monumentales debidas a las distintas creencias religiosas, etc.
Visité Aranjuez en una ocasión y estoy de acuerdo contigo es un placer pasear por ella.
Saludos

junio 18, 2006 8:32 p. m.  
Blogger El Columnista dijo...

Llevas razón Imagina, hoy día no se construyen tantos monumentos, quizá porque hoy la renta está algo mejor distribuida que antes, vivimos en sociedades democráticas y el papel de la iglesia o las monarquías no son tan preponderantes como en el pasado... bueno, con todas las salvedades necesarias, que no son pocas.
Si te fijas, en los países sin democracia o menos desarrollados sí se siguen haciendo grandes monumentos religiosos y obras faraónicas destinando recursos que podrían revertirse en la gente, pero la mano del poder es tan grande que hasta la propia gente prefiere construirle un monumento a su dios antes que tener un nivel más digno de vida...
En fin, este es un tema muy largo y difícil..


Siempre gracias por tus comentarios,
Un Saludo!

junio 18, 2006 9:01 p. m.  

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Página Principal

English version Version française